· 

Camal de Saquisilí recibió licencia ambiental

Vladimir Ortiz, director de Ambiente; Juan Alomoto, alcalde de Saquisilí y Jorge Guamán Coronel, prefecto de Cotopaxi. | Fotografías: Gad Provincial
Vladimir Ortiz, director de Ambiente; Juan Alomoto, alcalde de Saquisilí y Jorge Guamán Coronel, prefecto de Cotopaxi. | Fotografías: Gad Provincial

Este jueves 09 de agosto, Juan Alomoto, alcalde de Saquisilí agradeció al prefecto de Cotopaxi por la entrega del documento técnico – jurídico, legal que certifica la calidad ambiental y obliga al administrador, veterinario, trabajadores, introductores a mantener el cumplimiento a la normativa legal en el trabajo diario de esta dependencia que brinda su trabajo a Saquisilí, Quito y otras ciudades cercanas.

El Director de Ambiente del gobierno provincial, Vladimir Ortiz, indicó que como autoridad ambiental, no solo controle y regule sino también facilite las condiciones necesarias para que esta actividad, tradicional para este cantón, continúe apegada a la normativa ambiental vigente. Recalcó que esta certificación legal a nivel de la provincia, es el resultado de un trabajo mancomunado entre la Prefectura y el GAD Municipal y permite que el camal pueda seguir operando sin ningún inconveniente, además.

De su parte el Jorge Guamán Coronel, prefecto de Cotopaxi, señaló que para el Gobierno Provincial siempre será importante ir cumpliendo las normas ambientales, pues siendo la autoridad ambiental no podemos ser quienes incumplan la normativa.

Moradores y beneficiarios durante el acta de entrega de la licencia.
Moradores y beneficiarios durante el acta de entrega de la licencia.

Este es el primer camal en la provincia con certificación para el funcionamiento” manifestó además espera que los camales de los seis cantones restantes también trabajen en la solicitud de esta certificación que será entregada tras cumplir el proceso técnico legal que exige la ley.

Guillermo Iguago administrador del camal tecnológico de Saquisilí, al recibir la certificación agradeció por este documento que es un requisito para que el camal funcione normalmente, garantizando a los introductores de ganado que el producto faenado puede ser llevado a los mercados de la localidad y ciudades cercanas, también llamó al personal del camal para que se trabaje con la misma responsabilidad dando cumplimiento al pie de la letra de la ley permitiendo mantener la licencia ambiental.